España, nido de avispas: Corrupción y lavado de dinero de las mafias rusas (4)

Cada vez más aparecían nombres de personas de alto rango involucradas en la Operación Avispa. Es por esto que se acuerda una II fase. El dia escogido fue el 22 de noviembre de 2006 y los objetivos principales eran el ucraniano Oleg Vorontsov, coordinador financiero de la organización y ex asesor del expresidente ruso Boris Yeltsin, y Alexander Gofshtein, abogado y quien visitaba a kalashov a menudo en la cárcel de Aranjuez.

Las órdenes estaban claras: las detenciones debían ser prácticamente simultáneas y además los arrestados debían ser incomunicados para evitar que unos alertasen a otros. Eso era especialmente importante en el caso del abogado, ya que se sabía que visitaba a Kalashov en la cárcel, pero se desconocía a qué hora.

Alexander Gofhstein acudió normalmente al centro penitenciario para entrevistarse con Kalashov. Cuando acabó su cita, el letrado ruso salió a la calle, pero para su sorpresa solo unos segundos después vio cómo unos policías le ponían los grilletes y le comunicaban que estaba detenido.

Por su parte, Vorontsov llegó al aeropuerto de Barajas rumbo a Ginebra. Unos metros antes de las puertas de embarque se le acercaron varios agentes que le colocaron las esposas.

Hay quienes dividen la operación Avispa en dos fases y hay otros que lo hacen en tres. Con esta última posición concuerda el Diario Información , el cual reseña que el último coletazo de la operación Avispa se produjo en julio de 2007 con la detención del ex subdelegado del Gobierno en Barcelona Eduard Planells por su presunta relación con la mafia ruso-georgiana.

Existe un nombre del cual no se habla mucho, pero que tiene relación con la Operación Avispa. Se trata de Oleg Deripaska, conocido como “el rey del aluminio” por controlar el 60% de la producción de este metal, figura como la segunda fortuna de Europa en la lista difundida en la revista “Forbes”, con un patrimonio de 18.000 millones de euros.

El Diario El Economista  escribe que según fuentes próximas a la investigación, hay indicios que demostrarían que Deripaska participó en una operación de blanqueo de 4 millones de euros entre 2001 y 2004.

La investigación se centra en una empresa situada en el este de Valencia, filial de la gran empresa rusa UMGC, gestionada por los tres socios y que Deripaska pudo utilizar para blanquear dinero.

Baltasar Garzón, juez de la Audiencia Nacional en 2009, principal instancia judicial española, viajó a Moscú la primera semana de diciembre de 2009 para interrogar a Deripaska, cercano a Vladimir Putin y dueño de la gran empresa de aluminio Rusal.

Comunidat Valenciana, nido de avispas

Las Fuerzas de Seguridad del Estado tienen constancia de que la mafia rusa dispone de una estructura estable en la Comunitat Valenciana desde, al menos, 2003.

El número dos de la organización Tambovskaya, Viataly Izgilov, presuntamente ha mantenido el control de la red de blanqueo de dinero que opera desde hace seis años en la Comunitat Valenciana.

Según los informes policiales, la estructura de blanqueo montada en la Comunitat Valencia canaliza el dinero de la mafia rusa en la adquisición de bienes inmuebles y negocios ficticios.

La organización Tambovskaya (la cuarta organización más importante del mundo) logró montar un entramado de empresas pantalla que supuestamente se dedican a negocios inexistentes como la importación de madera. La policía investigó también varias empresas de la mafia rusa utilizadas para blanquear dinero a través de la compra de aluminio.

Las investigaciones han llevado al juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón a imputar al magnate ruso Oleg Deripaska por supuestamente lavar cuatro millones de euros a través de una firma valenciana.  Según las pesquisas, el dinero lavado mediante exportaciones y sobreprecio de arrabio, materia prima de la industria del hierro y el acero, procedería de la “Izmaislovskaya”, una de las grandes mafias rusas.

El PP de Bárcenas, el PP de los amiguetes

Si nos planteábamos hace unos días si la amnistía fiscal había favorecido a los amiguetes del PP, ahora comprobamos que ése es exactamente el modelo iniciado por su propio extesorero, Luis Bárcenas.

Bárcenas citaba al banquero suizo en casas de amigos para “evitar mostrarse en público”.

“Encuentro con el cliente (Luis Bárcenas) en Madrid. Contento de mi visita. El cliente es muy prudente y ha evitado mostrarse en público mientras que esté en curso el procedimiento judicial contra él. Me da cita en el domicilio de su amigo Iván Y” (Iván Yáñez, broker cesado fulminantemente por Javier Botín el pasado viernes). Los emails enviados por los empleados del banco suizo que le movía el dinero a Bárcenas, incluidos en las comisiones rogatorias solicitadas por el juez Ruz, revelan el cuidado del tesorero del PP por no dejarse ver con ciertas compañías.

En el email del 14 de abril de 2009, el interlocutor bancario de Bárcenas reporta a su central que ha visto a su cliente “muy sensibilizado por todas las acusaciones” (de la Gürtel). “Insiste en que esas acusaciones son infundadas y que no tiene nada que reprocharse por sus actividades en el seno del PP. Tras hablar de que ha interpuesto “una denuncia contra el juez Garzón”, Bárcenas repasó con el banquero su porfolio de inversiones y ordenó “una segunda transferencia de 1.000.000 de euros en los próximos días”.

De los emails enviados por el banco Dresdner, resulta evidente cómo Bárcenas informa al propio banco de la marcha de las investigaciones sobre su persona. En otro del 22 de mayo de 2009, Bárcenas recibe al enlace bancario “en casa de uno de sus amigos, por razones de discreción puesto que no quiere tener una entrevista en el hall de un hotel”. Ese día, el tesorero del PP informa al banco de que “parece que las acusaciones hechas contra él estos últimos meses se han calmado”. Por ello, la necesidad de vaciar las cuentas suizas ya no es tanta y ordena “una petición de transferencia de 500.000 euros, que será aparentemente la última que se va a hacer durante un tiempo”.

Para las reuniones con los empleados del banco suizo, Bárcenas usa varias veces el domicilio de su amigo Iván Yáñez, que incluso tiene un poder del propio Bárcenas para consultar y manejar los fondos de las cuentas suizas. “Encuentro con el cliente en Madrid en casa de Iván Y. –dice otro email del 29 de septiembre de 2009-. Feliz de mi visita, por el momento (Bárcenas) prefiere evitar desplazarse al extranjero mientras la investigación sobre sus actividades y su papel en el seno del PP sigan su curso”.

Bárcenas, tras destaparse la Gürtel, también otorga poderes especiales a su amigo y extesorero del PP, igualmente procesado por el caso Naserio, Ángel Sanchís. Así cuenta el banco las órdenes de Bárcenas en un email del 20 de febrero de 2009: “Nos anuncia la visita de uno de sus amigos y persona de toda su confianza, el señor Ángel Sanchís Perales, que le representa con una carta debidamente firmada por él. Esta persona está autorizada a consultar la posición actual de la cuenta y pedir cuáles serían las modalidades para proceder a la liquidación total o parcial de la cartera y retirar los fondos, sea en cash, sea por transferencias bancarias”.

Vacaciones en Seychelles

En otro de los correos, el banco da cuenta del tren de vida de Bárcenas. En junio de 2008, el enlace del banco se entrevista en Madrid con el tesorero del PP. “Discute de los mercados en general y más particularmente de la situación actual en España. Todos los periódicos locales hablan de crisis económica seria y duradera. Por el subprime, varios sectores están penalizados, bancos y sobre todo el sector de la construcción… Revisada la cartera, que está invertida 100% en esas acciones, principalmente del Ibex. Pese al comportamiento negativo de -20’86% desde el comienzo del año (en consonancia con la caída del Ibex) el cliente no parece estar demasiado preocupado. Tiene un horizonte a largo tiempo y confía en una recuperación de los mercados tras la crisis económica actual. Partirá de vacaciones a finales de agosto a Seychelles y nos visitará en Ginebra probablemente en otoño”.