Una mujer de 56 años se suicida en Málaga tras recibir una orden de desahucio

Estas cosas no pasarían si el estado hiciese su trabajo y se hubiese dedicado a hacer pisos de alquiler como en otros países pero es que aquí nada se planifica, las …España va bien si señor

 

  • La fallecida residía con su madre, de 96 años, que está enferma y no puede moverse de la cama.
  • La mujer había hipotecado su casa, donde vivía desde hace más de 34 años, para pagar la deuda de un estanco que tuvo que cerrar.
  • Hace unos meses, los vecinos del bloque hicieron una colecta de 800 euros para que pudiera pagar los intereses de la hipoteca y no la echaran de su casa.
  • La mujer residía en el número dos de la calle Guadiana, en Málaga
  • La mujer residía en el número dos de la calle Guadiana, en Málaga

 

Una mujer de 56 años se ha suicidado esta mañana en Málaga, días después de recibir una orden de desahucio. Había hipotecado la casa donde vivía con su madre desde hace más de tres décadas para poder pagar la deuda del estanco que finalmente tuvo que cerrar.

Sobre las 9:30 horas de esta mañana la mujer se ha tirado desde el balcón de su vivienda, situada en un cuarto piso. La fallecida residía en el número 2 de la calle Río Guadiana, en la barriada de Los Corazones. Hasta la zona se desplazaron efectivos del equipo de emergencias 112, que solo pudieron certificar su muerte.

La mujer vivía en esta casa desde hacía varías décadas con su madre, de 96 años y enferma, según el testimonio de un vecino del bloque. Su madre estaba incapacitada desde hacía años y no podía moverse de la cama.

“Ella estaba fatal, muy deprimida por los problemas de la casa. Han arruinado la vida a esta familia”, exclama emocionada una vecina del bloque contiguo.

La mujer sufría depresión y hace unos días acudió al médico para revisión.

La fallecida había tenido un estanco en el polígono industrial El Viso, en Málaga capital, pero se vio obligada a cerrarlo hace unos tres años porproblemas económicos. Según cuentan, había avalado la compra del local con su propia vivienda y la deuda, finalmente, acabó en un proceso de ejecución hipotecaria. Hace unos días, recibió la orden de desalojo.

“Era muy buena gente. A la pobre le han presionado mucho con esto de la deuda”, comenta una residente de la zona. Hace unos meses, los vecinos hicieron una colecta de unos 800 euros para que pudiera pagar los intereses de la hipoteca y así no la echaran de su casa.

Es el tercer suicidio por el drama de los desahucios de las hipotecas. Elprimer caso se podrujo en Granada, a mediados de octubre, cuando un hombre se precipitó desde la ventana el día en que iban a desalojarle de su piso.

Semanas después, en Barakaldo, una mujer se tiró del balcón justo cuando la comisión judicial subía a su inmueble para ejercutar el desahucio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s